Viviendas LC 710 - Taller Héctor Barroso


En Ciudad de México, el estudio local Taller Héctor Barroso ha completado este complejo de viviendas con muros de hormigón pigmentados que recuerdan construcciones ancestrales. El proyecto de viviendas LC710 de cuatro pisos está ubicado en una parte residencial de Colonia del Valle. Con una superficie de 960 metros cuadrados, el complejo comprende seis unidades residenciales, con varios planos de planta pero con características similares, repartidas en tres torres de planta cuadrada separadas por patios interiores.
La estructura del complejo está construido de acero y concreto, que se mezcla con un agregado de color que da un color similar a la madera natural. Los materiales fueron elegidos para ser resistentes a la humedad de la ciudad, tener bajo mantenimiento y envejecer con gracia con el tiempo.
El proyecto también se caracteriza por tres patios cóncavos y curvados en sus pisos superiores. La entrada a nivel del suelo se curva en sentido opuesto con un muro convexo. Dentro de la primera torre, más cercana a la calle, hay cuatro planos de planta duplicados: cada uno incluye una cocina de planta abierta, comedor y sala de estar que se une a una terraza. Dentro de la segunda parte hay tres dormitorios y dos baños para cada nivel. Un pasillo atraviesa la sección larga, que une las tres torres.
Para la tercera torre en la parte trasera de la propiedad, se empleó una configuración diferente. Esta estructura en sí alberga un par de residencias de dos pisos. El nivel inferior incluye sala de estar y cocina con una terraza exterior, mientras que tres dormitorios y dos baños se encuentran arriba. Este diseño se duplica para la unidad superior.
Los interiores en todo el complejo de viviendas tienen paredes de concreto de color que combinan con los exteriores. También se utilizan pisos de madera oscura y muebles de madera, con gabinetes negros, piezas de madera clara y tonos crema y gris que le dan una sensación de cohesión material a todo el conjunto.

fuente: www.disup.com